Los cambios en la percepción del trabajo

Cuando buscamos empleo hay dos cosas que debemos tener claras, la primera y más importante es qué queremos nosotros del trabajo, lo que nos gusta de verdad, las condiciones en las que queremos trabajar, etc. y la segunda y no menos importante es lo que quieren las empresas que pueden ser de nuestro interés. El orden que he indicado es importante respetarlo, pues si no pienso que estaremos haciéndolo todo mal.

Cada vez más personas están cambiando su forma de ver el trabajo: la cultura y forma de pensar de las personas sobre el trabajo ha ido evolucionando. Antes «se vivía para trabajar» pensando en la recompensa de la jubilación, esos años dorados en los que se recompensaba el esfuerzo realizado. Después se comenzó a valorar «el trabajar para vivir» que buscaba un equilibrio entre el trabajo diario y el tiempo libre.

Hoy en día todo eso está quedando atrás, la mayoría de las personas (sobre todo los más jóvenes) empiezan a buscar el modelo «trabajar para disfrutar» que consiste en encontrar lo que te apasiona y vivir de ello. No es fácil de lograr ya que la clave está en el grado de conocimiento que tengas sobre tus gustos, habilidades, etc. pues la cosa se agiliza o entorpece. 

¿Por qué es tan importante este nuevo cambio en la percepción del trabajo?

Pues porque lo está cambiando todo, con la llegada a Internet y las Redes Sociales, se ha acelerado el proceso y cada vez más son los que se lanzan a trabajar en lo que desean o al menos a intentarlo. Esto junto con la crisis ha motivado una flexibilización del concepto trabajo y dónde antes solo se llamaba trabajo al que iba cada día a la misma empresa hoy se llama trabajo a muchas cosas, desde el autónomo que trabaja unas horas a la semana en distintos proyectos o empresas a las start-up unipersonales. Muchas de estas formas de trabajo surgen buscando como sobrevivir en este nuevo entorno cambiante, impredecible y hostil del trabajo, en las que por suerte muchas han dado con algo que les permite «trabajar para disfrutar».

¿Quiénes son los «nuevos ricos» y cómo perciben ellos el trabajo?

Hace un tiempo ya que se comenta esta nueva tendencia en la que los «nuevos ricos» no son los que más dinero tienen, mejores casas, etc. sino que los más ricos son aquellos que son capaces de trabajar el menor numero de horas posible al día, semana o mes para ganar lo suficiente según el estilo de vida que quieran llevar.

Y es que en una sociedad en la que se da por pérdida la jubilación, donde se sabe que es posible que no haya un mañana para disfrutar, impera el poner en valor el tiempo que si se conoce y del que si se dispone, el «ahora». Es por ello que para estos «nuevos ricos» lo más valioso es el tiempo y no el dinero, llegando a rechazar ofertas o contratos pues no se quiere sacrificar el tiempo que se disfruta en ese momento.

¿Qué opinas de este cambio en la percepción del trabajo? 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *