Cómo justificar los años de paro

Hace unos días escribí un post sobre «Cómo NO justificar los años de paro» y es que en la situación actual es posible que más de uno se encuentre en esta situación sin saber cómo debería responder. Si ya argumenté aquellas cosas que no se deben decir, en este post me centro en aquellas justificaciones que digamos son más válidas y menos perjudiciales para tu candidatura. Como en todos los temas que se exponen en el blog, nuevamente tiene un papel fundamental la actitud. La actitud es lo que suele marcar la diferencia entre las personas.

Formación o mejora profesional

Hay personas que al quedarse en el paro deciden invertir en su formación o mejora profesional realizando algún curso, máster, etc. Esto siempre es positivo, pero enfoncándolo a que antes de volver a buscar o querer reincorporarse al mercado laboral se quiso hacer una actualización, mejora etc. Si decimos algo del tipo «cómo la cosa está muy mal y apenas hay trabajo pues pensé que así al menos estudiaba o mejoraba mi formación» mal vamos, porque damos a entender que no creemos en nosotros mismos a la hora de conseguir un trabajo. Si has decidido hacer un cambio en tu profesión y dedicarte a otra cosa, siempre debes insistir en que has descubierto tu pasión y no te importa esperar para trabajar de lo que te gusta. Incluso puedes decir que has rechazado ofertas porque quieres conseguir tu objetivo que es trabajar de X.

Perfección de idiomas, estancia en el extranjero

Hay quien decide irse al extranjero a aprender o mejorar un idioma o que decide dar clases durante el período que dura el desempleo. Lo importante es argumentar la decisión, de querer por ejemplo en viajes al extranjero adquirir experiencia internacional o conocer otras culturas para estar más preparado ya que el mercado de trabajo es cada vez más internacional y crees firmemente que eso mejora tus posibilidades.

Tener un hijo

Aquí hay que tener cuidado, porque la verdad es que muchas personas lo hacen aprovechando que se tiene prestación o incluso sin tenerla porque sienten que es «ahora o nunca«. Es importante indicar que la decisión de hacerlo así ha sido por comodidad y no querer empezar un trabajo para después tener que irse por baja  y que de ese modo se disfrutaba de los primeros años. Insistir en que ahora se tiene el deseo de reincorporarse. Aquí hay que hacer mucho hincapié en que tenemos todo pensado, quién se queda con el niño, etc. No vale con decir, «si, eso está mirado». Cuanto más demuestres que has analizado la situación y que lo tienes controlado más confiarán en que te quedarás a trabajar sin problemas.

Trabajo «en negro»

No me refiero a trabajar sin contrato para una empresa, sino a la realización de arreglos, chapuzas, echar una mano a vecinos, familiares, etc. Depende de la profesión da más facilidades pero es importante el decir que se ha estado haciendo algo. Aquí se puede indicar en el CV, hay quién ha estado ocupado más que si trabajase para poder sobrevivir. Eso denota proactividad, algo que es siempre positivo. Si no hay muchas ofertas de tu profesión pero has estado cuidando niños, dando clases particulares, haciendo reparaciones, ayudando a tu familia en el negocio familiar, etc. no dejas de demostar que has estado en activo.

Siempre que hayas estado haciendo algo de lo anterior puedes decir que acabas de comenzar a buscar trabajo, lo cual justifica que no hayas encontrado nada aún. Realmente puedes argumentarlo como quieras ya que lo marcará la diferencia es la actitud. El mostrarte como una persona proactiva y que planifica, transmitir la imagen de que se ha estado ocupado, etc. Siempre dando a entender que hemos elegido ese espacio en nuestro curriculum, no mostrándose como víctima de la situación o como alguien que no controla su vida.

Ahora bien, si no has hecho nada de esto y has estado buscando trabajo solamente, no podrías usar esos argumentos, ya que sería mentir.

¿Y tú, qué argumentos has dado en una entrevista para llevar años parado? ¿Te han funcionado? 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *