¿Debería tener una fan page en Facebook para buscar trabajo?

Me pregunta un lector del blog por mi opinión, a raíz de esta noticia, acerca de si, con vistas a encontrar trabajo, es conveniente disponer de una página «de amigos» en Facebook, en la que conectamos con otras personas gracias a que nos piden establecer contacto, o si por el contrario es mejor tener una «Fan page» en la que se tienen fans y éstos han de hacer «me gusta», como ocurre con las páginas de marcas y empresas.

De entrada me gustaría recordar lo que suelo decir, que Facebook es posible que no te ayude a encontrar trabajo, pero si que es muy posible que te aparte del mismo, ya que un reclutador puede obtener una imagen muy concreta de ti, según la actitud que muestras en esta red social así como el tipo de contenidos que compartes.

Te recomiendo leer estos artículos que he escrito en los que planteo en profundidad este tema:

Facebook público o privado para buscar empleo

¿Qué actitud transmites en Facebook o Twitter?

Internet descarta a la mayoría de candidatos

Centrándome en el tema inicial, sobre la idoneidad o no de tener una página tradicional o una «fan page», creo que lo más adecuado es la primera opción. Te expongo mis motivos:

  • Es lo normal. Una persona física no tiene una «fan page» salvo que sea una celebridad o su imagen personal o profesional sea especialmente relevante para el gran público al que se dirige. El 99% de las personas no somos ni una cosa ni la otra, por lo que si optas por una «fan page» sin un buen motivo que lo justifique, va a quedar raro.
  • Si tienes una «fan page» en lugar de un perfil «normal», el reclutador o la empresa de turno pensará que algo ocultas, que algo intentas demostrar o que tal vez hasta estés «sobreactuando» e intentando darte un mérito especial que no se corresponde con la realidad.
  • Facebook cambia de reglas y normas con cierta frecuencia. Es posible que un buen día decida cancelar o transformar en cuentas tradicionales aquellas páginas que, siendo «fan page», pertenezcan a un particular y que apenas tengan fans. Así pues un buen día podrías perder todo el trabajo desarrollado en esta red social.
  • Facebook no es una red social profesional, no debes obsesionarte con el uso que le des a esta red, simplemente sé una persona normal. Ya sabes, no hagas o digas cosas que no dirías o harías públicamente en un entorno público, en la calle, centro de estudios o en tu puesto de trabajo. 
  • Si te preocupa que en Facebook te confundan con otra persona que tiene tu mismo nombre y que te pude dejar en mal lugar, puedes utilizar alguna web estilo About.me para aclarar cuál es el perfil que se corresponde con tu persona.

Como ves, mis razonamientos se basan en el sentido común y en entender que debemos hacer un uso responsable de las redes sociales, ya sea Facebook o cualquier otra. Por otra parte, entiendo que una empresa quiera investigar al máximo, pues cuando contrata siempre arriesga, y lo que desea es minimizar al máximo la posibilidad de error.

Quizá es porque creo que la transparencia es una virtud y que las personas que se muestran tal y como son no necesitan tener un perfil privado o dos perfiles separados. En aquellos casos en los que se tienen dos perfiles distintos, la duda aparece, porque siempre se pensará si trata de ocultar algo más o solo busca proteger su privacidad. No quiero decir que no se tenga derecho a tener privacidad, pero siempre trato de decirte que en los tiempos que corren cualquier duda razonable (o no) solo te perjudicará. La pregunta es clara, si no tienes nada que esconder (actitudes, aficiones, ideales extremos, etc.) ¿de verdad necesitas usar una «fan page»? ¿estás seguro de que no te perjudicará?

A modo de resumen, ¿no crees que optar por una «fan page» podría sembrar más dudas que beneficios?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *