El interés negativo en la entrevista: Nunca supliques

Hay muchos motivos por los que no se debe suplicar o buscar dar pena en una entrevista de trabajo, pero el principal a resaltar es que no conseguirás superar la entrevista y perderás la oportunidad de trabajar en esa empresa. Soy consciente de las necesidades que están pasando muchas personas, prácticamente todo el mundo tiene a alguien que ha quedado en paro y no cobra nada por lo que ha vuelto a vivir con sus padres, tíos o abuelos…

No quiero decir que sus situaciones personales no den pena o que no vayan a conmover a los seleccionadores, porque siendo sinceros, somos personas y tenemos empatía (unos más que otros), pero por mucho que el seleccionador se conmueva, debe ceñirse a cumplir su cometido.

Algo básico en selección (todos los seleccionadores coinciden) es las ganas y entusiasmo que muestre el candidato, es por ello que cuando por fin llega la ansiada entrevista debes hacer lo imposible por estar feliz y entusiasmado.

Verás, un candidato con la experiencia solicitada, idiomas, títulos, o lo que queráis añadir en requisitos, no superará la entrevista si no demuestra tener alegría de vivir y de trabajar en esa empresa. Hay muchas maneras de demostrarlo, pero una de ellas no es decir que “deseas trabajar porque no tienes trabajo”, o que “no te importa el salario ni el horario”,… estas frases no demuestran interés positivo, son frases desesperadas.

Cuando tenemos que contratar a alguien siempre buscamos a alguien que desee trabajar (aunque no lo parezca todo el mundo desea trabajar y sentirse útil), pero más importante todavía es que desee hacerlo en esta empresa en concreto y en este puesto en particular.

Veréis es muy sencillo, hoy sobran candidatos de todo, pero lo importante sigue sin haber cambiado, no se trata de trabajar por trabajar y un buen seleccionador lo sabe.

Las crisis no duran siempre y es preferible contratar a alguien a quién le guste la empresa y el puesto a desempeñar porque aunque tenga más oportunidades en el futuro, seguirá en nuestra empresa.

Si por el contrario al seleccionador le das la imagen de estar desesperado, puedes transmitir la idea de que aceptarás este trabajo mientras no salga otro (pues no dar muestras de interés positivo, solo muestras interés negativo por la oferta de trabajo).

Debes demostrar interés positivo y estar feliz y positivo para poder superar la entrevista y conseguir el tan deseado trabajo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *